EpsilonTec

blog

Ocho características de una empresa digital exitosa

Una empresa digital exitosa no tiene miedo a la experimentación y busca de forma activa nuevas oportunidades. El mundo digital ha revolucionado el modo tradicional de hacer negocios para imponer una transformación completa en las empresas. El cambio no solo pasa por una reestructuración organizativa o de los procesos, sino también por entender el modelo de negocio desde una perspectiva tecnológica y por conseguir la participación y la implicación de toda la organización.

Las empresas que han realizado este camino con éxito tienen al menos estas ocho características.

 

1. Las decisiones se basan en datos 

Una empresa digital entiende que los datos deben ser omnipresentes y accesibles. Todos en la empresa tienen acceso a ellos cuando los necesitan y pueden explorarlos para tomar mejores decisiones.

 

Descarga gratis nuestro ebook:

2. El cliente es lo primero

Las expectativas de los clientes crecen y obligan a las empresas a mejorar sus servicios de atención en todos los canales. No basta con mejorar esos servicios solo en uno. La segunda característica de una empresa digital de éxito es una sana obsesión por el cliente: cómo mejorar su experiencia antes, durante y después del proceso de compra y cómo corregir cualquier error o mala experiencia. Aprovechan, además, su obsesión por los datos para conocer en profundidad a sus clientes. Y aprenden de cada una de sus interacciones para refinar esa experiencia de manera que sea incluso superior a las expectativas. 

 

3. Las decisiones se toman rápidamente

Tomar decisiones de forma rápida es fundamental en un entorno digital dinámico. Los datos están ahí y, una vez procesados en un único sistema accesible a todos los miembros de la organización, se utilizan para identificar con agilidad asuntos como una posible disminución de la cuota de mercado o para abordar medidas enfocadas a resolver problemas cuanto antes. 

 

4. No hay miedo al error

Los errores se pueden corregir con relativa facilidad y rapidez. En las empresas digitales no tienen miedo a cometer errores, que son vistos como una parte necesaria del proceso de adaptación. Dar la oportunidad de fallar es una característica importante de estas compañías, que consideran que no podrían esperar demasiado de sus trabajadores si encima les penalizaran por cometer errores. Incluso los errores que salen caros, o aquellos en los que el fracaso es público. Todos son vistos como oportunidades para aprender. 

 

5. Cultivan el talento

Las empresas digitales exitosas aplauden que sus trabajadores tomen sus propias decisiones. Así consiguen más de ellos y la toma de decisiones es más rápida. El círculo es perfecto. También invierten en la formación de sus empleados y ponen empeño en ofrecerles un ambiente de trabajo que les satisfaga. La filosofía es muy fácil de entender: si los trabajadores están contentos, aseguras la máxima productividad y frenas una posible fuga de talento.

 

6. La flexibilidad es la que manda

Las estructuras rígidas, por departamentos, no casan con este tipo de empresas. El éxito radica precisamente en la colaboración entre las personas de las diferentes partes de la organización, que se reúnen para resolver problemas específicos sin preocuparse por la organización jerárquica. 

 

7. Lo cuestionan todo

Las empresas digitales con éxito no son conformistas y están continuamente cuestionando las normas establecidas. Su visión es muy amplia, estudian todos los aspectos del negocio y abren nuevas vías de colaboración para ofrecer mejores experiencias y servicios de valor añadido a sus clientes. 

 

8. Optimización de procesos

Las empresas digitales van más allá de la mera búsqueda de nuevas fuentes de ingresos, también aportan valor mediante la reducción del coste de la actividad empresarial. Y, por ejemplo, invierten para optimizar la eficiencia y la productividad del back office. O colaboran con otras compañías para buscar los mejores métodos para simplificar y digitalizar procesos e incrementar la productividad.

 

Ebook gratuito: Del Big Data al Smart Data



No Comments