EpsilonTec

blog

El arma de doble filo del Social Media

 

 

 

La realidad de los monopolios de las empresas, de los estados nacionales en competencia, de un planeta de recursos infinitos, ha sido sustituido por un mercado social empresarial, una comunidad global y un planeta finito que lucha por sobrevivir. Las empresas que velen por este cambio, serán las que sobrevivan. Las otras, serán cada vez más irrelevantes en un mercado en constante movimiento. El trabajo en El Social Media supone un arma de doble filo para las empresas, que deben tener en cuenta cuatro factores básicos:

1-Transparencia: La transparencia bien gestionada de una empresa perpetúa o sentencia su prestigio. Las marcas necesitan ser más auténticas en sus acciones y más responsables de sus errores, ya que el consumidor tiene mucho más poder para boicotear sus productos en caso de errores sin subsanar.

2-Responsabilidad: Los consumidores buscan marcas vinculadas al cambio social y el rechazo frente a la irresponsabilidad es creciente. Esto, vinculado a la transparencia hace que las empresas más concienciadas prosperen a ojos del consumidor.

3-Redundancia: Los períodos de transición tecnológica traen sobrevivientes y víctimas. Como consecuencia, las empresas que insisten en perpetuar el pensamiento y comportamiento que les sirvió en el pasado ya no tiene el mismo sitio que en la actualidad.

4-Creatividad: Pensando en el pasado no se resuelve el futuro y la lógica empresarial de siempre está llegando a su fin. Es importante observar, adaptarse, repensar la forma de actuar.
Estamos ante una nueva forma de practicar la vida privada y profesional, tanto individuos como corporaciones. Esta capacidad creativa y de adaptación es lo más persistente en los medios de comunicación actuales.El nivel entre contribuir satisfactoriamente en la sociedad, escuchar las voces de los demás son las que se involucran en su comunidad. El equilibrio entre éstos factores se traducte en liderazgo.



No Comments


leave comment :

* Your email address will not be published.

El arma de doble filo del Social Media

 

 

 

La realidad de los monopolios de las empresas, de los estados nacionales en competencia, de un planeta de recursos infinitos, ha sido sustituido por un mercado social empresarial, una comunidad global y un planeta finito que lucha por sobrevivir. Las empresas que velen por este cambio, serán las que sobrevivan. Las otras, serán cada vez más irrelevantes en un mercado en constante movimiento. El trabajo en El Social Media supone un arma de doble filo para las empresas, que deben tener en cuenta cuatro factores básicos:

1-Transparencia: La transparencia bien gestionada de una empresa perpetúa o sentencia su prestigio. Las marcas necesitan ser más auténticas en sus acciones y más responsables de sus errores, ya que el consumidor tiene mucho más poder para boicotear sus productos en caso de errores sin subsanar.

2-Responsabilidad: Los consumidores buscan marcas vinculadas al cambio social y el rechazo frente a la irresponsabilidad es creciente. Esto, vinculado a la transparencia hace que las empresas más concienciadas prosperen a ojos del consumidor.

3-Redundancia: Los períodos de transición tecnológica traen sobrevivientes y víctimas. Como consecuencia, las empresas que insisten en perpetuar el pensamiento y comportamiento que les sirvió en el pasado ya no tiene el mismo sitio que en la actualidad.

4-Creatividad: Pensando en el pasado no se resuelve el futuro y la lógica empresarial de siempre está llegando a su fin. Es importante observar, adaptarse, repensar la forma de actuar.
Estamos ante una nueva forma de practicar la vida privada y profesional, tanto individuos como corporaciones. Esta capacidad creativa y de adaptación es lo más persistente en los medios de comunicación actuales.El nivel entre contribuir satisfactoriamente en la sociedad, escuchar las voces de los demás son las que se involucran en su comunidad. El equilibrio entre éstos factores se traducte en liderazgo.



No Comments


leave comment :

* Your email address will not be published.